jueves, 28 de febrero de 2013

Me amas en el 2.0 pero me odias en el 1.0


"Es increíble ver como en tu círculo más cercano 1.0, en vez de alegrarse por tu trabajo y progreso, te critiquen por la espalda y a la vez les veas; como te copian en todo lo que haces en 2.0, irónico, verdad?"

Eso me decía una gran profesional que tuve el honor de conocer hace poco en el mundo 1.0. Lo que da de sí una buena charla, mientras te tomas un café.

Me gusta recibir críticas constructivas; que te ayuden a crecer y mejorar. Aportando ideas de cómo podrías modificar “algo” que resulte mejor para ti. Desde que me inicie en las redes, promovido por la empleabilidad, saltó al ruedo las dudas, mediocridad e incredulidad de los depredadores…. Cada vez estoy más de acuerdo con Pau García Milá en; si tienes una idea, cuéntasela a alguien que tenga los mismos intereses que tú, en esas personas que son innovadoras y aceptan el cambio como un reto, y no, a esas personas que se encuentran cómodas en su área de confort, que lo único que van hacer es tirar por tierra todo lo que intentes hacer. 

Mientras, he estado trabajando en ello, me he mantenido en silencio, prudente, manteniéndome en la última fila; observando, interactuando… El día menos pensado, los depredadores te tiran la bomba y te quedas pensando ¿a qué viene esto?

"A todas esas personas que se dedican; a criticar , a copiar... No pierdas las fuerzas en intentar competir, céntrate en ti y en lo que podrías mejorar; trabaja, esfuérzate y lo conseguirás"

Consejos de buena fe:

  • Cúrrate tu propia marca personal, solo tú y tú, no puedes obligar a nadie que lo haga por ti.
  • Cúrrate una cartera de contactos, es un largo y duro trabajo que requiere de constancia y empatía. Los contactos están ahí, interactúa con ellos y gánate su confianza.
  • No puedes obligar a nadie y menos reprochar de que no te apoyan lo suficiente, excuse me? Acepta de buen grado lo mucho o lo poco que puedas recibir, es voluntario y existe algo llamado libertad, la colaboración no se exige ni se impone.
  • No copies el mismo estilo de otra persona; impón el tuyo propio.
  • No te compares con nadie "el valor más preciado eres tú" eres profesional de lo tuyo, no te compares con profesionales de otras ramas, ni los que llevan años dedicándose a ello. Nace, crece y multiplícate en valores.


Admiro y valoro el trabajo de las personas e intento apoyarlas sacando lo mejor de ellas, opinando de los grandes valores que tienen; para que lo sigan fomentando. Admiro de aquellos que tienen el valor de darte su crítica constructiva, no hay nada mejor que tener cerca de ti; gente positiva y que te da su opinión desde la sinceridad, “una buena colleja simpática a tiempo” como dijo @zumodeempleo en un evento.

Blogs que aconsejo seguir y que pienso son de gran ayuda

Profesionales que son expertos en marca personal:

@marcapersonal



Profesionales que aconsejo seguir por sus valores y consejos:


@falcaide



@fatimabril


Colaboración empresas, emprender, consultor artesanal....



lunes, 18 de febrero de 2013

Por Tu Talento Robado



¿Cómo proteger el valor más preciado de cada uno? ¿cómo salvaguardar nuestros sueños, los mismos que dejamos en una cuidadosa cajita, aquella en la que fuimos depositando parte de nuestra infancia, ternura e inocencia?


¿Si te dicen con 9 años que de mayor quiero ser Astronauta? sonríes de medio lado, pensando que hay un 0.01% de que eso ocurra, pero no dices nada, te quedas embobada, mirando el brillo de un sueño que reflejan sus ojos. ¿Quién soy yo para matar sus aspiraciones?

Y aquí estamos los adultos, luchando entre la aborigen diaria, toreando a capa y espada, mientras suena un pasodoble de fondo, porque sí, porque sabemos hacerlo con gracia.

Para contar la siguiente historia, de quien se pueda sentir identificado, voy a utilizar el guión de una película, rodada a finales de los 80 en Nueva York, "Armas de mujer", ¿quién no se ha sentido identificado alguna vez con la protagonista? Si te digo, Melanie Griffith encarnando el papel de una joven treintañera, secretaria, con sus estudios recién terminados en la escuela nocturna, con un gran deseo de mejorar y prosperar en el mundo de los negocios, ¿te va sonando algo?. 

Tess, entra en un nuevo puesto de trabajo como secretaria de Katherine Parker (Sigourney Weaver), una directora un poco engreída pero que parece que escucha a Tess ante sus ideas, le hacen ver a ella, un nuevo comienzo para poder prosperar, pero también descubre con el tiempo, de que no puedes confiar en nadie, y más al enterarse de que su jefa, está preparando un importante proyecto, a escondidas de ella, ya que está basado en un informe que realizó Tess y que según le había dicho Katherine no tenía ningún interés. ¿te va sonando?

¿Qué crees que hizo Tess al enterarse? Decide tomar el mando de su proyecto, usurpando el puesto de su jefa, aprovechando que ésta se ausenta por vacaciones. Valiente, inteligente e intrépida Tess, decide llevar a cabo sus planes, luchar por un proyecto que era suyo, y no permitir que se lo siguieran robando, así, una simple secretaria, tal y como la hacían sentir, luchó por su talento y confió en ella misma. 

¿Cuántas ideas, proyectos e ilusiones te han saboteado?




Este blog te lo dedico a ti, por tus ideas robadas, por tus proyectos pisoteados, por tu talento robado, No lo permitas!

 Hay que luchar por unos valores, respetar y ser respetado.


¿Qué piensas hacer?

viernes, 15 de febrero de 2013

Del hombre y del manzano nació la escalera ¿cómo? Innovando


Cuando el hombre necesitaba comer iba al manzano y cogía las manzanas, las personas más altas se llevaban todas las manzanas, ninguneando a los bajitos.

El ser humano innova cuando se encuentra ante una necesidad, el cerebro actúa rápidamente cuando es sometido a un estado de supervivencia, es capaz de crear los medios necesarios, innovando, para conseguir facilitar y habilitar el camino que le hará llegar a su objetivo. 

Y dicho esto, ¿Sabíais que quién inventó la escalera era un hombre bajito? Sí, llegó el día que debido a la necesidad de comer y cansado de no poder competir en estatura, un hombre bajito inventó la escalera, mejoró su productividad y consiguió coger más manzanas que el resto.

Esto es un claro ejemplo de que la innovación está a merced de todo el mundo, no está dirigido únicamente al que tenga mejor posicionamiento y más recursos, de la necesidad nace la creatividad, y la condición de innovar no es para el más fuerte sino para el que quiere.

¿Innovar ante una situación de crisis hará tener más beneficios y reducirá los costes para empresas y empresarios? 

¿Cómo hacer ver a la empresa que estamos ante una época de obligatorio cambio, y que la innovación no es una moda pasajera sino una necesidad de supervivencia?


Si te gustaría participar y aportar contenido e ideas sobre "Que necesita una empresa para convertirse en una empresa innovadora", pásate por el concurso Facebook Conversaciones 2.0 De Humannova Consultores Rrhh Hasta el 21 de febrero.



Información documentada "de quién inventó la escalera", Pau García Milá lo cuenta en onda cero, con Julia Otero 



martes, 5 de febrero de 2013